albacete

El viajero encontrará en Albacete una enorme y variada oferta cultural, una ciudad perfecta para una escapada de fin de semana con nuestra familia, amigos o pasar unos días románticos con la pareja. Sus museos, monumentos, rica gastronomía y noches de fiestas hacen de Albacete una gran ciudad.

El turismo de Albacete es muy rico en opciones de ocio. Los lugares que no podemos perdernos durante nuestro viaje son la Catedral de San Juan Bautista, de estilo gótico, el Antiguo Convento de la Encarnación, actualmente centro cultural de la ciudad, la Plaza de Toros, que sirvió de modelo para la de Madrid, y las plazas de Gabriel Lodares y Altozano. La vía más turística de Albacete es la denominada Calle Ancha, con muchos edificios de gran importancia y tiendas de todo tipo. La ciudad también está salpicada de numerosas zonas verdes y las zonas con más marcha son el centro y Zona Campus, muy ambientada por los miles de universitarios que estudian aquí.

La accesibilidad a la ciudad de Albacete en una excursión en coche es muy sencilla por su proximidad a la capital española, además de contar con autovías hasta ciudades como Valencia, Alicante y Murcia. Pero el tren también es una buena opción para trasladarnos, ya que la ciudad incluso se encuentra integrada en la red de trenes de alta velocidad. En cuanto al alojamiento en Albacete, no es muy caro dormir si sabemos elegir bien. La opción más económica suele ser la pensión y el hostal, con precios que oscilan entre los 20 y los 30 euros como en el Hostal Atienzar o la Pensión Victoria, entre otros.