astorga

En pleno corazón de la provincia de León se asienta una hermosa ciudad perfecta para una escapada de fin de semana, Astorga, punto estratégico al por su carácter santiagueño y por situarse al final de la Ruta de la Plata.

La ciudad posee un patrimonio histórico-artístico muy extenso y rico, siendo muchas las atracciones y actividades a realizar durante nuestra estancia en una ciudad que cada año recibe más y más turistas. El origen de la ciudad de Astorga se remonta a un antiguo campamento romano, y una buena visita sería la del Museo Romano, donde podremos indagar sobre el pasado y el poder que tuvo la ciudad siglos atrás. Uno de los lugares más emblemáticos es la Catedral de Santa María, en la que se mezclan el estilo gótico, el barroco, el neoclásico y el renacentista puesto que el edificio religioso comenzó a construirse en el siglo XV y las obras no terminaron hasta el siglo XVIII. Pero el símbolo de la ciudad es El Palacio Episcopal de estilo modernista, edificio muy singular puesto que fue proyectado por el célebre arquitecto Antoni Gaudí. Es una ciudad perfecta para perderse entre sus calles y sentir un pasado que sigue vivo en sus murallas y casas señoriales. Si tras tantas caminatas nuestro estómago comienza a reclamar algo de comida y llega el momento de deleitarnos con la suculenta gastronomía de la región, el plato más típico y demandado por los turistas es el cocido, y para el postre las mantecadas y los hojaldres. Hay varios restaurantes que sirven estos platos a un precio muy económico y en unos entornos inolvidables.

Relacionado  Turismo rural y cultural por la Ruta de la Plata

Un fin de semana en esta maravillosa ciudad leonesa es una de las mejores opciones para relajarnos unos días o unas vacaciones completas, y además, el precio de los alojamientos que oferta Astorga son muy asequibles, con paquetes de escapadas baratas y tarifas muy interesantes para cualquier época del año, siendo el alojamiento en hostales una de las opciones más económicas.