En la paradisíaca Isla de Tenerife se encuentra el Parque Natural de la Corona Forestal. Este lugar constituye el espacio natural protegido de mayor extensión de todo el Archipiélago Canario. Aquí viviremos experiencias inolvidables junto a nuestros seres más queridos y admiraremos un paraje incomparable, único.

El Parque Natural de la Corona Forestal presume de poseer el mayor y mejor conservado bosque de pino de todo Tenerife, además de singulares formaciones geológicas que hacen de la zona un lugar mágico, de contrastes y con panorámicas impresionantes. La influencia de la actividad volcánica puede palparse en todo el Parque, en sus barrancos y valles, en las coladas, tubos volcánicos y cráteres repartidos por todo su territorio. La riqueza florística de la Corona Forestal reside en el hecho de que aquí se halla uno de los bosques de Pino Canario más longevos de todo el Archipiélago, así como plantas endémicas especialmente amenazadas y protegidas. Además de los pinares, también hay algunas zonas de laurisilva y brezales. También encontraremos algunas de las especies vegetales amenazadas como son el Trébol de Rico y el Pino de Paloma. En cuanto a la riqueza faunística del Parque Natural de la Corona Forestal, son las aves las grandes protagonistas, ya que aquí habitan especies endémicas como las palomas canarias, el Pinzón Azul y el Mosquitero Canario. Pero también destaca la abundancia de murciélagos, que se encuentran en los tubos volcánicos, el mejor lugar donde dormir. Uno de los murciélagos más característicos del archipiélago, en peligro de extinción, es el Murciélago Orejudo Canario. Además de disfrutar de todo este patrimonio biológico que brinda el Parque a sus visitantes, también podemos practicar actividades muy atractivas e interesantes, como pasear a caballo, montar bicicleta, hacer rutas de senderismo. Además, para que los niños aprendan a valorar la naturaleza y la respeten, también se organizan actividades de educación ambiental.

En cuanto al alojamiento, cerca del Parque hay una zona de acampada, pero lo mejor sería hacer noche en Santa Cruz de Tenerife, puesto que la oferta es muy amplia y variada: hoteles de todas las categorías, hostales juveniles, alquiler de apartamentos privados y albergues muy económicos.