chipre

Chipre es una hermosa isla del Mediterráneo que combina la tradición con la modernidad. Es un país exótico de gente hospitalaria que se caracteriza por sus bellas playas, por sus viñedos y sus olivos, por sus imponentes montañas cubiertas de bosques frondosos y por sus ruinas históricas que hablan de un glorioso pasado.

Hay quien llama a Chipre la Isla del Amor o el Paraiso del Amor, ya que según la mitología griega fue el lugar de nacimiento de Afrodita, la diosa griega del amor. Para conmemorar este hecho mitológico se encuentra en Paphos el Templo de Afrodita, con impresionantes obras de arte en sus paredes, que que atrae cada año a turistas de todo el mundo.

Debido a sus numerosas invasiones, algo que caracteriza a la isla de Chipre es su mestizaje de culturas diversas. Cuenta con un acervo cultural impresionante, desde castillos de la época de las cruzadas hasta importantes tumbas de la época musulmana.

En nuestra escapada a Chipre, hay algo importante que no debemos olvidar. Se trata de participar en alguna de las degustaciones de vino de la zona. El Monasterio Chrysoroyiatissa, dedicado a La Virgen de la Granada de Oro, cuenta con uno de los mejores vinos del mundo. Allí los turistas pueden degustar diferentes vinos acompañado de un buen queso. Este vino es conocido en el mundo entero y se exporta a muchos paises. También es muy apreciado el vino local ouzo que encontraremos sin dificultad en las tiendas de la isla.

Las compras en Chipre suelen ser muy interesantes y curiosas. Esta isla destaca entre otros productos por sus encajes hechos a mano Lefkaritica, elaborado por mujeres de la aldea de Lefkara. Estos encajes se pueden adquirir a muy buenos precios en los propios talleres de los artesanos.

Relacionado  Descubrir Paphos, en Chipre, durante las próximas vacaciones de Semana Santa

Los parques naturales ubicados en Chipre disponen de excelentes lugares preparados para los picnic de los visitantes. Son instalaciones muy bien equipadas que cuentan con aparcamientos, lavabos, agua potable, barbacoas y áreas de juegos para niños. Si en nuestro viaje nos acompañan nuestros hijos, este es un buen motivo para disfrutar de un día inolvidable en familia.

La vida nocturna de la isla está centrada en el lujoso Complejo Aiya Napa, situado en el extremo oriental de la costa sur de Chipre. Estas instalaciones son un lugar de encuentro para los turistas que buscan disfrutar de una intensa vida nocturna. Allí encontraremos los ambientes más vanguardistas en lo que a discotecas se refiere, además de los mejores clubs nocturnos. Incluso para ambientes familiares con niños existe el mesón de Bedrock, en el que se ha utilizado como tema la serie Los Picapiedras, creando un entorno bastante conseguido.

Chipre es toda una experiencia viajera para cualquier tipo de escapada y en cualquier época del año.